Seleccionar página

Te pasas el día viendo stories de gente que sigue en la playa porque te niegas a aceptar que el verano está a puntito de pasar a mejor vida. Y tu cabizbaja de camino al metro y tras pegarte un madrugón, porque claro hay montones y montones de mails acumulándose en la bandeja de entrada y nadie los va a contestar por ti. Pues te propongo a continuación 6 ficciones alrededor del mundo laboral que te harán volver a la oficina con más ganas que nunca.

 

GOOD GIRLS REVOLT

Años 60. Redacción de una revista de investigación en Nueva York. Ellas son investigadoras: buscan los contactos, la información, documentan y crean el archivo. Ellos son reporteros: redactan, firman el artículo y se llevan todo el mérito. Good Girls Revolt narra como la plantilla femenina de la redacción se unió y demandó a la revista por discriminación sexista ante la Federal Equal Employment Opportunity Commission. Basada en hechos reales, con outfits muy sesenteros y una trama que te hará poner los pelos de punta.

 

YOUNGER

Lisa Miller vuelve a incorporarse al mundo laboral después de un parón de 18 años y la única manera con la que logra un puesto de trabajo en el sector editorial es mintiendo sobre su edad y empezando como asistente. ¡Su nueva compi de trabajo será Hilary Duff! Si además te suenan tendencias editoriales como Marie Kondo, el hygge y Jorge R. R. Martin esta serie te hará las delicias. NY mucho glamour y muchos afterworks. Una serie enfocada desde el humor que sin embargo trata temas tan potentes como los prejuicios con la edad en el mundo laboral y como afecta sobre todo a las mujeres.

 

THE BOLD TYPE

¿El diablo viste de Prada? Amiga, tú no necesitas leer más. Esta es tu serie. Inspirada en las entrañas de la revista Cosmopolitan narra la vida de tres veinteañeras que trabajan en distintos departamentos de la revista Scarlet. Si aspiras a trabajar en el mundo de la moda esta es tu serie. Las tramas a menudo bastante llanas quedan compensadas con grandes dosis de sororidad y outfits de mucho nivel.

 

THE MARVELOUS MRS MAISEL

Vale aquí he hecho un poquito de trampa. Pero es que bueno, no todos los trabajos giran alrededor de una oficina. ¿Qué hay de ser freelance? ¿Qué hay de dedicarse por ejemplo, al mundo del espectáculo? Los inicios son especialmente duros y no hay nada como enfocarlos con la ironía y simpatía de la Señora Maisel. Años 60, outfits guays… Y mucho, mucho, mucho amor humor.

 

THE OFFICE

¿Sientes que tienes un trabajo de lo más normal, una vida de oficina aburrida y un jefe insoportable? Apuesta por esta serie donde el humor del día a día en una empresa de venta de papel roza lo absurdo de lo cotidiano. Sin ninguna pretensión te hará reír mucho.

 

MAD MEN

Para mi no es la mejor de la lista y sin embargo se me antoja ya como un clásico imprescindible si te dedicas al sector de la creatividad. Una agencia publicitaria en el Nueva York de los años 50. Mucho abuso de poder, mucho tabaco, tanto alcohol que sufrirás por los hígados de los directivos de cuentas. Sea como fuere es una buena serie para conocer los entresijos de una agencia publicitaria. ¿El mejor motivo para verla? Peggy Olson, el papel con el que Elisabeth Moss consolidó su fama.

 

¡Feliz y amena rentrée!